Responder al comentario


Chill-Ote: Una oda a las papas fritas

¡Basta de papas congeladas sin sabor! Aquí las papas fritas son protagonistas. Y, por eso, se preocupan de que sean perfectas.

Ver Foto Completa

Soy de esas personas que aman las papas fritas. Me encantan con todos los acompañamientos posibles: solas, con salsas, chorrillana, en platos a lo pobre, incluso dentro de sándwiches. Sin embargo, las cadenas de comida rápida y los restaurantes me acostumbraron a que no sean de la mejor calidad. Usan aceite reutilizado mil veces, las tienen congeladas, precocidas, o no están a la temperatura que me gustan. Por eso, aunque tengo un lugar favorito para, por ejemplo, comer comida peruana, sushi o hamburguesas, no existía para mi EL lugar para comer buenas papas fritas.

Felizmente, puedo decir que lo encontré. Vi que los creadores de la FanPage Es de Roto iban a participar de un desafío de comida en Chill-Ote, un local especializado en papas fritas artesanales. Vi las fotos y tuve que visitarlos, porque todo se veía muy rico y bien cuidado.

Y es así. Como les comenté el desafío, me ofrecieron la combinación Es de Roto, que agregaron a la carta hace poco. Tiene papas fritas, salsa cheddar y de carne, carne mechada, huevo frito y tocino. Además de verse hermoso todo montado, estaba delicioso. Las papas van tomando los sabores de los acompañamientos que, como son tantos, cada cucharada es diferente. La salsa cheddar es picante y la carne muy sabrosa. Me encantó.

Es de Roto es solo una de las muchas opciones que se pueden pedir. Tienen varias opciones en la carta, con ingredientes tan variados como pollo teriyaki, guacamole o tocino, o los más mañosos pueden armar ellos mismos sus combinaciones.

Y, aunque tienen tantos ingredientes extras, las verdaderas protagonistas son las papas. Le pregunté al cajero qué les hacían que eran tan sabrosas y me contó que son papas naturales, que pican y echan a freír en el momento, con cáscara. Suena muy básico, pero como estoy acostumbrada a las que hacen sin amor, me di cuenta de que si me dan ganas de comer papas fritas, es aquí donde tengo que volver. 

Chill-Ote queda en el SubCentro del Metro Escuela Militar, en Las Condes, y está abierto de 9:00 a 21:00 horas. Puedes seguirlos en Instagram y Facebook y, si los visitas, ¡cuéntanos!



Tú Rating: Ninguno Promedio: 3.8 (4 votes)


Responder

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
 
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd> <object> <embed> <p> <span> <img>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato